¿Cual es la diferencia entre una bacteria y un hongo?

A nuestro alrededor existen muchos organismos que no podemos ver. Y cuando nos enfermamos o pasa algo así por el estilo, nos vienen a la mente. Cuando tenemos una infección, es común hablar de bacterias y hongos.

Pero es común que terminemos por englobarlos como si fueran lo mismo. Cuando la realidad es que son de naturaleza bastante diferente. Ahora conocerás cual es cual, y porque existe una confusión entre ellos.

El diminuto mundo fungi y de las bacterias.

diferencia entre una bacteria y un hongo

¿Qué es una hongo?

Los hongos son los organismos pertenecientes al reino Fungi. Existen en una amplia variedad, ya que muchos de ellos son grandes y completamente visibles. Seguro se te viene a la mente la clásica forma con capucha.

Pero no son los únicos que existen, al menos de ese tamaño. Ya que también hay varios que son microscópicos, imposibles de verlos a simple vista. Y estos pueden estar en casi cualquier parte, incluido tu propio cuerpo.

En muchos casos, estos pueden terminar por causar algunos tipos de enfermedades. Piensa por ejemplo en el pie de atleta, en donde estos pueden estar sin que los veas. Y pasado un tiempo, causan el conocido problema de pies.

¿Qué es una bacteria?

Esto son microorganismos procariotas, que a diferencia de los hongos, no poseen una versión de mayor tamaño. Todas las bacterias son demasiado pequeñas para que puedan ser vistas por el ojo humano.

Pero si pudiéramos usar un microscopio para poder verlas, notaríamos que tienen formas muy diversas. Existen en formas de bastones, esferas, filamentos y otras más. A diferencia de las células, no tienen el núcleo definido.

Son organismos abundantes en el planeta. Y por lo regular, piensa uno que todos causan enfermedades. Y si bien es cierto que algunos, no viven exclusivamente para enférmanos. Son los habitantes más numerosos del planeta y poseen muchas funciones.

¿Diferencias entre bacterias y hongos?

La realidad es que lo único que pueden llegar a poseer en común es el pequeño tamaño, tanto así que no podamos verlos a simple vista.

  • Los hongos pueden ser de tamaños muy diversos, desde minúsculos hasta enormes. Mientras que la bacteria es siempre pequeña, midiéndose su longitud en micrómetros.
  • Los hongos si poseen un núcleo definido, mientras que las bacterias no.
  • Los hongos pertenecen al reino fungi, que posee sus propias características, no se les puede considerar planta. Las bacterias también poseen su propia familia, siendo tan variados que existen enorme diversidad de clasificaciones internas.
  • Ninguno de los dos existe para enfermarnos. Al menos no de manera exclusiva, porque estamos rodeados de hongos y bacterias que incluso podrían ser beneficiosos.
  • Ambos pueden ser utilizados para la fabricación de alimentos. Existen hongos incluso que se comen directamente como son las trufas. Y con las bacterias podemos crear mantequilla y cerveza.
  • Podemos tener hongos en nuestro cuerpo, en ocasiones pueden causar enfermedades y en otras permanecer inofensivos. En cambio, todos los seres humanos tenemos bacterias, pero que cumplen funciones internas.

Como ves, son de naturaleza muy diferente. Cuando vemos  algunas enfermedades causadas podemos confundirlos, pero tienen pocos puntos en común.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *